Twitter

Integración Regional

Un Mercosur de trabajo

Lo que justifica la existencia del Mercosur, y otros bloques económicos, es la reducción de las barreras creadas a lo largo de los siglos. A medida que aumenta la complejidad impuesta por la evolución de las técnicas y tecnologías, el crecimiento demográfico y el conjunto de las relaciones humanas transcurridas, aumentan el numero y la complejidad de las reglas que disminuyen la libertad de las personas. Las primeras barreras superadas son las comerciales, con mayor libertad de vender y comprar productos, y que debe ser seguida de otros factores.

Por Jan Wiegerinck*

UN MERCOSUR DEL TRABAJO?

El acuerdo de 1991, entre Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay, represento un primer paso, una globalización en miniatura, y debería servir como preparación para una globalización mas amplia. El acuerdo tiene que evolucionar todavía mucho en diferentes áreas. Por ejemplo, entre Brasil y Argentina es necesario aumentar la libertad de trasladarse: falta infraestructura adecuada en los diferentes medios de transporte, y las dificultades administrativas en las fronteras, impiden que los dos pueblos se beneficien ampliamente de las facilidades surgidas por la libertad de comercio.

La Declaración Universal de los Derechos del Hombre cumple 60 años y dice, entre otras cosas, que toda persona tiene derecho a la libre elección de su trabajo. Pienso que esta libre elección puede ser interpretada también como en donde quiere ejercer sus actividades. El Proyecto inicial del Mercosur, preveía la integración en el área laboral, que de hecho evoluciono muy poco. No se dieron pasos para mostrar que los países pretenden ampliar la libertad de sus ciudadanos, permitiéndoles trabajar fuera de su país. Las barreras, gradualmente construidas, que reducirían la libertad de trabajo, no son menos imponentes que las impuestas al comercio.

La libertad de trabajo traerá la necesidad de conciliar la protección social: leyes que rijan el contrato de trabajo y que regulen sus consecuencias como la protección contra el desempleo, jubilación y otros aspectos también previstos en la Declaración de los Derechos del Hombre. Los países del Mercosur están ante un gran desafío, y la oportunidad única en su historia. El desafío es restaurar la libertad de las personas. Esto es, no se les puede impedir hacer lo que quieren y hay que crear la estructura de protección social adecuada para el momento actual y para un contexto nuevo y ampliado. La oportunidad es crear esta protección a nivel internacional, entre las naciones, y evolucionar hacia una estructura supranacional, superando estructuras arcaicas que dificultan la adaptación a las nuevas realidades.

Lentamente el tema comienza a ser objeto de encuentros regionales. Este año, se reunirán en Buenos Aires representantes de gobiernos, empleadores y trabajadores, Argentina, Brasil y Uruguay y autoridades de Venezuela, componentes  del Grupo de Alto Nivel de Estrategia Mercosur para el Crecimiento del Empleo (Ganemple). Formado por representantes de las áreas de Políticas Públicas de Empleo de los países, el Ganemple discute estrategias de esas políticas para los países del bloque. Se abordo la implementación del Acuerdo Multilateral de Seguridad Social; del Plan Regional de Capacitación de Inspectores del Trabajo y del Plan Regional de Erradicación del Trabajo Infantil; la restructuración del Observatorio del Mercado de Trabajo del Mercosur es la revisión de la Declaración Sociolaboral del Bloque. Un Seminario sobre Libre Circulación de Trabajadores e Integración de Fronteras en el Mercosur y la II Conferencia Regional de Empleo del Mercosur fueron definidos para este año. Es reconfortante ver el tema de la libre circulación de los trabajadores, entre los asuntos que serán estudiados.

Las personas que quieren trabajar en otro pais no deben ser vistos como competidores, como sucede en Africa del Sur con personas que llegan de paises vecinos en busqueda de trabajo, y fueron tratados de forma inhumana. Comienza a surgir la conciencia de la necesidad de crear políticas supranacionales en este área, buscando la integración social, que sin dudas ira uniformizando los derechos de los trabajadores, haciendo mas amplias las reglas actuales, que hoy benefician a una pequeña minoría. Medidas que aumenten la libertad de los que trabajan, y que permitan que la protección social atienda a la totalidad de la población, eliminando la informalidad.

Esperamos que, a pesar de las naturales dificultades de crear reglas validas para el  conjunto de los países, sea posible establecer el libre transito de los trabajadores, eliminando las trabas y limitaciones existentes hoy en día, de modo que tengamos en una próxima época un Mercosur del Trabajo.

*Jan Wiegerinck es presidente de la Organizacion Gelre

© 2015 RedRRPP - Todos los derechos reservados.

Erézcano 3360 PB 2 CABA - Tel: +54 (11) 1555959511
adigenova@redrrpp.com.ar

Diseño web
Grupo Deboss
Grupo Deboss